9 diciembre, 2022
  • Inicio
  • Sociedad
  • Palermo y Recoleta: crecieron los robos con la modalidad del “cuento del tío”
Sociedad

Palermo y Recoleta: crecieron los robos con la modalidad del “cuento del tío”

Los casos denunciados entre el 23 y 29 de agosto fueron por estafas telefónicas, y las víctimas eran jubiladas.

En total, se robaron medio millón de dólares con la mentira del “cambio de numeración de billetes” y el “verso de Donald Trump”.

Después de los resultados negativos al gobierno en las elecciones del 11 de agosto, y el recuerdo del corralito del 2001, mucha gente se alarmó por lo que podría ocurrir con sus ahorros en dólares, por eso, los delincuentes aprovecharon esta situación y mediante engaños telefónicos, donde se toma desprevenidas a las personas, especialmente si son adultos mayores, con el fin de estafar y luego quedarse con su dinero.

Durante la segunda quincena de agosto de este año, según fuentes judiciales, se supo que al menos 4 ancianas, que no dieron sus nombres, han sido engañadas, recibiendo llamadas telefónicas, utilizando diferentes modalidades, pero todos al estilo “cuento del tío”.

Los cuatro casos denunciados, ocurrieron en los barrios porteños de Palermo y Recoleta,  y sumando el total de lo robado a estas cuatro mujeres, los estafadores se llevaron más de 500.000 dólares.

Una de las víctimas, jubilada de 80 años que vive en la Patagonia, estando en su departamento de Recoleta, a las 3 de la madrugada del 23 de agosto, recibió un llamado a su teléfono de línea y la estafaron diciéndole que habían secuestrado a uno de sus hijos, por quien tenía que entregarles dinero.

Inmediatamente entregó U$S40.000 y $20.000. Al descubrir que era un engaño fue a realizar la denuncia pertinente.

Ella contó a la policía que conversó telefónicamente con un joven que creyó que efectivamente era su hijo, y que lo tenían secuestrado.

Otro caso, también ocurrido el 23 de agosto, pero a las 10 de la mañana, fue el que le ocurrió también a una jubilada de 78 años, viuda, del barrio de Palermo. A ella, igual que en el caso anterior, la llamaron a su teléfono de línea, pero esta vez los delincuentes dijeron que quien hablaba era su hijo (que vive en Europa) y le informaba que los dólares iban a cambiar la numeración por una medida tomada en EEUU por su presidente, por lo que le enviaría a alguien a buscar sus dólares.

La jubilada terminó entregando todos sus ahorros a una persona supuestamente enviada por su hijo. Al darse cuenta, horas después de que todo había sido un fraude, acudió a la comisaria a realizar la denuncia. Esta explicó al personal policial que creyó escuchar la voz de su único hijo que vive en Buenos Aires que le decía “Mamá, tengo la boca rota y me rompieron la cabeza”. Hizo todo lo que le pidieron. Le indicaron que pusiera dinero en una bolsa y lo dejara en un comercio de Las Heras y Austria en la Ciudad Porteña.

La victimar fue y dejó el dinero allí. Pero como no había cortado la llamada las exigencias siguieron. Creyó haber escuchado que su hijo le decía que abriera la caja fuerte. Y ella dijo que “no tenía su llave”. De ese modo les dio a los delincuentes una información que ellos no tenían: había en el departamento una caja fuerte. De esta manera la obligaron a abrirla. Buscó herramientas y lo logró. Todo lo que encontró allí lo puso en otra bolsa y lo llevó al comercio. Un hombre pasó en una moto le quitó la bolsa con la plata. No pudo reconocer ni la marca ni el modelo de la moto. Cuando se dio cuenta que había sido engañada fue a hacer la denuncia.

Otro caso pero cerca de las diez de la mañana, otra jubilada, esta vez viuda y de 78 años de edad atendió un llamado en su teléfono de línea de su casa de Palermo. Creyó escuchar la voz de su hijo que vive en Europa, que le decía que por una decisión del presidente de los Estados Unidos cambiarían los números de los billetes de los dólares y los que tenía quedarían fuera de circulación.

A esto se le suma otro robo a una jubilada de 76 años que también recibe un llamado en su teléfono de línea. De un joven que dijo ser su nieto. El mismo “cuento del tío” que el anterior. Cambiaría la numeración de los billetes de dólar. La anciana también entregó sus ahorros, y posteriormente, al descubrir que la habían estafado, realizó la denuncia.

Y finalizando esta nefasta racha a otra mujer de 76 años bajo el mismo método, del llamado a un teléfono de línea, donde le pidieron sus ahorros, haciéndose pasar por una supuesta sobrina, con la excusa que los billetes cambiarían su numeración. Al principio desconfió, pero los artilugios de los delincuentes hicieron que finalmente les entregara sus ahorros. También, cuando se enteró que todo había sido un frade, realizó la denuncia a la policía.

Todas estas causas quedaron bajo la jurisdicción de la Fiscalía de Instrucción 41 a cargo de Silvana Russi.

Related posts

Axel Kicillof destacó la edición de Juegos bonaerenses y dijo que se dan “porque hay un Estado presente”

MIRÁ BUENOS AIRES

Crecen las ventas por el día de la niñez

MIRÁ BUENOS AIRES

Con descuentos vuelve “La Noche de los Teatros” a La Ciudad

MIRÁ BUENOS AIRES