29 noviembre, 2022
Sociedad

CABA: Vacunarán a quienes hacen tareas comunitarias

A partir de un proyecto presentado en la Legislatura Porteña, de decidió vacunar a personas que realicen actividades comunitarias en los barrios populares.

El proyecto aprobado en la Legislatura,  establece que se aplique la vacuna contra el coronavirus, a quienes realizan tareas de cuidados comunitarias, dentro del territorio capitalino.

La legisladora Laura Velasco, autora del proyecto, sostuvo que  “Entendemos que es un logro haber consensuado y aprobado esta iniciativa que plantea justamente la vacunación de personas que sostienen tareas tan esenciales”.

Y agregó que “Esperamos que se avance cuanto antes porque hemos perdido muchas vidas, como la de Ramona, la del Oso, la de Agustín y la de Carmen, por mencionar algunas, de quienes solidariamente pusieron el cuerpo para garantizar el cuidado de quienes más lo necesitan. En definitiva se trata de cuidar a quienes cuidan”.

Además, la legisladora recordó que “Durante el año pasado, a pesar del riesgo muchas personas continuaron atendiendo los comedores, porque garantizar un plato de comida a las familias es esencial, sobre todo en un momento donde se recortan las changas y la actividad económica y sabemos que eso ha profundizado las situaciones de pobreza e indigencia, tal como muestran los datos del INDEC, particularmente para las mujeres y los niños, niñas y adolescentes, porque existe una feminización y una infantilización de la pobreza”.

“Entonces, en estos barrios es fundamental seguir garantizando la asistencia alimentaria y esto lo hacen con enorme compromiso las organizaciones sociales y populares”, explicó la Velasco.

A partir de esta iniciativa, aquellas personas que realizan tareas de cuidados comunitarias en los barrios populares de la CABA, como cocinar y/o atender comedores, merenderos y ollas populares; promotoras de salud que acompañan el Plan Detectar, llevan adelante la vacunación de personas adultas mayores y que acercan los alimentos a las familias que están en aislamiento, recibirán la vacuna.

Así como las promotoras de géneros y diversidad que acompañan los casos de violencia de género; promotoras de educación que realizan el acompañamiento escolar y garantizan, muchas veces, esa continuidad pedagógica a pesar de la falta de conectividad y dispositivos; de ambiente, que son quienes realizan las desinfecciones de pasillos y espacios comunes y promueven cuidados comunitarios en los barrio para evitar que aumenten los contagios.

Déborah Contreras es quien coordina el equipo de promotoras de salud del Movimiento de Trabajadores Excluidos en Fiorito.“Estamos muy contentas, es el primer paso para que se reconozca el laburo que hacemos día a día”, expresó con evidente emoción. Las organizaciones sociales “cumplimos un rol fundamental para que las políticas públicas que lanza el Estado lleguen a los territorios”.

Por otro lado, Shirley Bricher, referente de la organización Nuestramérica en el Bajo Flores, resaltó la importancia de que se trabaje junto a ellas a la hora de pensar un sistema de salud integral, considerando que son quienes conocen el territorio y en quienes los vecinos confían. “Somos un termómetro del territorio y quienes garantizamos el acceso a la salud en nuestros barrios”. El curso, que fue organizado por la Jefatura de Gabinete de Ministros, el Ministerio de Salud de la Nación, y la Unión de Trabajadores y Trabajadoras de la Economía Popular, fue dictado de forma virtual entre abril y julio del año pasado.

Esta capacitación habilita a los y las egresantes a difundir, concientizar y promover las campañas de vacunación de todo el territorio nacional, con el objetivo de potenciar su alcance en barrios populares y zonas vulnerables del país. Entre tanto María Elena Bado y Lidia Coria, referentes de Frente Darío Santillan de el barrio de Barracas, narraron que su trabajo inició en la peor época del dengue, y desde el inicio de la pandemia se abocaron a asistir sanitariamente. “Esta capacitación nos ayuda a orientarnos en cómo asistir cada caso y qué decirles para generar tranquilidad”. Al inicio de la pandemia, las agentes comunitarias de salud debían “informar y convencer a las personas de testearse, de cuidarse y de que se aíslen en hoteles, algo muy difícil por el miedo que generaba”. Laura Velasco comentó, “Es fundamental que se incorpore como grupo prioritario a todos los trabajadores y trabajadoras de la economía popular que realizan tareas de trabajo comunitarias en los barrios populares de la Ciudad”.

 

 

 

Related posts

En Agosto se viene el Programa “Ahora 30”

MIRÁ BUENOS AIRES

Crean el Mapa del Delito de Venta de Droga de La Ciudad

MIRÁ BUENOS AIRES

El Bicentenario de México en Buenos Aires

MIRÁ BUENOS AIRES