7 diciembre, 2022
  • Inicio
  • Sociedad
  • Recuperaron Casa Viacava, obra de Virginio Colombo gracias a intervención de los vecinos
Sociedad

Recuperaron Casa Viacava, obra de Virginio Colombo gracias a intervención de los vecinos

Situada en Avenida Rivadavia 3667, en el barrio de Almagro, se encuentra Casa Viacava, un magnífico edificio proyectado por el destacado arquitecto, Virginio Colombo, que había perdido su belleza por el paso del tiempo y gracias a la perseverancia de sus vecinos fue recuperado. Hace unos días se retiró el andamiaje que ocultaba la fachada, que ahora se muestra con el esplendor de otros tiempos. Revestida en simil piedra, las obras realizadas le permitieron volver a lucir sus molduras, sus bellas ménsulas y la herrería artística que se destaca. La casa fue construida en 1917, por el arquitecto Colombo, quien dejó su impronta en más de 50 obras, en distintos barrios de la ciudad de Buenos Aires, como, por ejemplo, muy cerca de allí, la Casa de los Pavos Reales (Rivadavia 3216), con su bellísima fachada, tiene el ADN Colombo, de estilo art nouveau o “Liberty milanés”, que se caracteriza por la profusión de ornamentos. Esta maravilla del arte art nouveau, denominada Casa Viacava ya quefue construida a pedido de Francisco Viacava, un inmigrante que invirtió en la misma, para destinarla a casa de rentas. Consta de 11 viviendas y dos locales a la calle. En su interior hay vitrales y paredes revocados con distintas texturas, una escultura, ornamentos florales y cabezas de leones en balcones y paredes. Una obra para detenerse a observar y apreciar. La recuperación se dividió en dos etapas: primero se sellaron fisuras y aseguraron piezas, luego se hicieron cateos y limpiezas de la fachada, también se restauraron molduras, barandas, hierros y esculturas. En 2018, viendo el deterioro edilicio y algunos desprendimientos que se habían producido y que podían haber generado un riesgo para los peatones, los vecinos comenzaron a buscar financiación para preservarlo, después de descubrir que el edificio estaba formalmente protegido por su valor patrimonial. Según explica Daniel Aicardi, quien se puso al frente de la gestión que permitió recuperar el edificio, basándose en la acción del consorcio de propietarios de Casa Calise, también obra de Colombo, en el barrio de Balvanera, recuperada gracias a ello, decidió juntarse con sus vecinos e imitarlos, logrando finalmente el objetivo. El experto en reconstrucción comentó como llegó a la reparación: “Me puse en contacto a través de Facebook con los propietarios que impulsaron la restauración de Casa Calise, Fernando Tuma Moreno y su esposa Tamara Yepes, para coordinar un primer encuentro”. En esa primera reunión también conoció a la arquitecta patrimonialista Elina Tassara, quien fue la directora de obra del salvataje de Calise y asumió la misma responsabilidad en Casa Viacava. Bajo el asesoramiento del equipo de vecinos y profesionales de la recuperación de Calise, Daniel y el resto de los propietarios primero recurrieron a una evaluación técnica y gratuita que ofrece la Gerencia de Patrimonio del Gobierno porteño. Especialistas analizaron la estructura e indicaron una propuesta para su correcta puesta en valor. Con esa información, el consorcio de Casa Viacava se presentó ante el Ministerio de Cultura y pidió ayuda para costear la obra, cotizada en $9.799.000. A través de la ley de Mecenazgo, que permite que ciudadanos, empresas y organizaciones financien proyectos artístico-culturales destinando aportes de Ingresos Brutos, en 2019 les aprobaron una partida inicial de dos millones de pesos. Todos estaban listos para empezar, pero en 2020 llegó la pandemia y, en forma asociada, la cuarentena. El entusiasmo fue grande pero la pandemia postergó las obras, hasta que, en julio, hubo un desprendimiento de la fachada y los vecinos presentaron un recurso para que se reconsiderara la situación y lograron sumar otros tres millones de pesos al presupuesto inicial. En Casa Viacava, a diferencia de Calise, el deterioro era mayor. La arquitecta Tassara comenta que era una ardua tarea, ya que una particularidad de Colombo, que no tiene ningún otro arquitecto es que trabajaba la piedra simulando ladrillo. Para finalizar esta tarea, buscan que no solo quede en la recuperación de la casa, sino que su objetivo es publicar un libro que quede como testimonio de los trabajos realizados, las técnicas de intervención y los profesionales que participaron para lograr esta fantástica recuperación.

Related posts

Caballito: vecinos advierten que algunas obras incumplen la cuarentena

MIRÁ BUENOS AIRES

Secuestran más de 500 neumáticos y casi un centenar de llantas ilegales en Parque Patricios

MIRÁ BUENOS AIRES

Jornada para personas mayores en el Hospital Posadas

MIRÁ BUENOS AIRES