Nueva etapa de la cuarentena y más tránsito en la ciudad de Buenos Aires

0
180

Mañana la ciudad contará con la apertura de algunos comercios minoristas de cercanía, el formato “para llevar” en locales gastronómicos y las ferias barriales. Hoy se registró un mayor movimiento en los accesos y el transporte.

La apertura de algunos comercios minoristas de cercanía, el formato “para llevar” en locales gastronómicos y las ferias barriales son algunos de los cambios que la ciudad de Buenos Aires experimentará mañana, en el marco de la flexibilización del aislamiento, mientras hoy se registró un mayor movimiento en los accesos y el transporte.

A partir de mañana, según establece el cronograma del Gobierno porteño, algunos comercios minoristas podrán abrir de lunes a viernes de 11 a 21.

Las categorías alcanzadas por esta nueva excepción a la cuarentena son las librerías, jugueterías, florerías, perfumerías, artículos de decoración, materiales eléctricos, electrodomésticos, instrumentos musicales y bicicleterías.

Según los protocolos para prevenir el contagio del nuevo coronavirus, los clientes podrán ingresar a esos locales los días pares o impares de acuerdo a la terminación de su DNI, y adentro podrá haber una persona cada 15 metros cuadrados.

Pero más allá de los protocolos, las autoridades porteñas apelan a la “responsabilidad” de los habitantes de la Ciudad para no verse en la obligación de dar marcha atrás con las medidas.

“Esto lo podemos hacer con el compromiso de las personas”, dijo al respecto la ministra de Seguridad Clara Muzzio, y advirtió que “seguimos en cuarentena porque el riesgo de aumento de casos sigue, pero al no haber un aumento exponencial y viendo que los vecinos vienen cumpliendo muy bien con todas la medidas, podemos ir avanzando en esta nueva etapa”.

También desde mañana, en algunas calles y avenidas de zonas comerciales, se tomarán carriles de la calzada para que los peatones puedan circular respetando el distanciamiento social.

Las avenidas que se peatonalizarán parcialmente, y en algunos de sus tramos, son las avenidas Triunvirato, Federico Lacroze, Cabildo, Nazca, San Martín, Asamblea, Varela, Alberdi, Chilavert, La Plata, Corrientes, Caseros y Entre Ríos. Lo mismo se hará en las calles La Rioja y Olavarría.

Además, se cerrarán algunas calles de 8 a 20 en las zonas comerciales de los barrios de Once, Liniers y Villa del Parque, y en Primera Junta, el Barrio Chino y el centro histórico.

Por otro lado, volverán a abrir 27 ferias de productos primarios en el horario de 8 a 14 y distribuidas en los siete días de la semana.

Para respetar los protocolos que impuso el nuevo coronavirus, cada feria contará con accesos únicos y, una vez alcanzada la capacidad máxima de personas, los clientes esperarán en fila respetando la distancia social.

En esta etapa no se habilitarán las ferias cercanas a los centros de trasbordo y zonas de alto tránsito, como Plaza Constitución o la estación Retiro.

El sistema de Ecobici, mientras tanto, se reactivó hoy pero de manera parcial, ya que volvieron a operar 200 de las 382 estaciones, lo que implicó poner en circulación 2.000 bicicletas, pero con turnos de sólo 30 minutos.

El objetivo es que “sean usadas para viajes cortos como alternativa al transporte público” y no “para paseos o recreación”, aclaró la ministra de Espacio Público, Clara Muzzio.

“En todas las bicicletas y estaciones del sistema se realizará, al menos dos veces por día, un tratamiento de limpieza y desinfección especial”, informó el Gobierno porteño.

El libre estacionamiento, en tanto, continuará vigente, aunque las grúas de acarreo seguirán retirando vehículos cuando cometan “faltas extremas” como estacionar sobre una vereda y obstruir la entrada de un garaje o una rampa de discapacidad.

A partir del próximo fin de semana, el gobierno porteño también permitirá las salidas recreativas para niños y adolescentes menores de 16 años acompañados por sus padres o un adulto a cargo, y sólo los sábados y domingos.

Para estos paseos, los niños podrán salir los días pares o impares de acuerdo a la terminación del DNI del adulto que los acompañe, durante una hora máximo y desplazándose hasta 500 metros de sus hogares.

Las autoridades aclararon que para los menores de seis años no es obligatorio el uso de tapabocas.

Por otro lado, se autorizaron las mudanzas a partir del sábado 16 y solo sábados y domingo, pero solo entre viviendas radicadas en la Ciudad.

Aunque la reactivación de los comercios en esta nueva etapa del aislamiento se prevé para mañana, hoy ya se registró un incremento en el tránsito vehicular en la Ciudad y sus accesos.

Según datos oficiales, por los accesos porteños transitaron más de 289 mil vehículos, es decir un 29% más que el lunes pasado.

En el puente La Noria, por ejemplo, que une la capital con Lomas de Zamora, hubo espera de más de una hora para ingresar a la Ciudad tanto por la mañana como por la tarde, debido a la cantidad de vehículos y a los estrictos controles de tránsito.

También hubo demoras en las intersecciones de la avenida General Paz con las avenidas Constituyentes, San Martín, Eva Perón, Roca y Rivadavia, sentido a Capital a la mañana y por la tarde hacia la provincia de Buenos Aires, así como en el Acceso Oeste y el peaje Avellaneda.

Mientras tanto, en las Autopistas Urbanas circularon, hasta las 14 horas, 138 mil vehículos, un 5% más respecto a la semana pasada.